14 de enero de 2008

LAS PLAÑIDERAS EN EL ANTIGUO EGIPTO


Esta curiosa profesión que desarrollaban las mujeres en el Antiguo Egipto consistía en que cuando una persona moría, se encargaban de dejar constancia pública del duelo de los familiares.

Manifestaban el dolor de muy diversas maneras, a través de lamentos, (que a veces podían llegar a gritos descontrolados), dándose golpes en el pecho, (en muchas ocasiones lo dejaban al descubierto), echándose tierra en la cara, cabeza y cuerpo, tirándose del pelo, (arrancándoselo en ocasiones), es decir todo lo que diera a entender un profundo dolor.

También se distinguían por otros detalles externos; iban vestidas con un vestido especial que solía ser de color gris azulado, (era su color de luto o dolor), el cabello largo y suelto por la espalda formando mechones, descalzas.

La presencia de las plañideras iba más allá de lo que parecía una figuración teatral, ya que parece que su actuación era parte de un ritual en el que se mezclaban los lamentos con las oraciones de los sacerdotes, así como por las danzas que ejecutaban otros participantes, tratando todos de llamar las atención de los dioses.

El oficio se transmitía de madres a hijas, en muchas pinturas se ven niñas pequeñas con sus madres que parece que aprenden el oficio de sus mayores, y actuando desnudas se distinguen no solo por el tamaño en comparación con las mujeres adultas, sino también por una especie de rizo que se denomina; " trenza de la juventud".

6 comentarios :

borrasca DICE

Actualmente también puedes ver a las plañideras tal y como las describes en la cultura wayú, no tengo idea como pasó el rito de una cultura a otra.

Muy interesante tu blog, un saludo

Ana DICE

Muchas gracias por tu visita y tu comentario. Un beso.

ZiLD DICE

estupendo blog ana, acabo de descubrirlo y te voy a agregar a mi Netvibes! que, por cierto, podrías añadir el botón de AddtoNetvibes en esa maraña :P

besos y publica, publica, publica...

Ana DICE

Muchas gracias por tu visita y tu comentario, voy a añadir el botón entre mi maraña. Un beso.

Rafa DICE

Ana, ¿te has fijado en los distintos tonos de piel, clara la de ellas, oscura la de ellos? en cientos y cientos de representaciones es una constante que el hombre egipcio, fuera cual fuese su rango i dignidad, es moreno (a veces, casi negro), mientras que la mujer egipcia siempre está representada con la piel blanca.

El guía que tuvimos en nuestro viaje (2002), que era un estudiante de historia, nos dijo: "a los hombres egipcios les gustaba que las mujeres tuvieran la piel clara, y cuando salían de casa al campo, a comprar o de visita, se tapaban entera para no broncearse..."

Curioso, ¿no?

5.000 años después y a más de 10.000 km de distancia vuelve a ocurrir:

http://filosofiacriticaposmoderna.blogspot.com/

Ana DICE

Rafa tienes razón en lo de la diferencia de tonos, a mí lo que más me impresiono es la belleza de los nubios, tanto ellos como ellas son guapísimos y hasta los ancianos tienen una belleza espectacular.
Gracias por tu visita y tu comentario.
Un beso.